miércoles, 1 de junio de 2011

De 7:22 a 7:35

(En el capítulo pasado el protagonista se había dado cuenta que las cosas en el andén 5 se estaban tornando bastante difíciles, si bien no hubo nada contundente y definitorio, la aparición del sujeto tácito le dio ese toque agrio y desafiante a la situación.)

Hoy realmente no la esperaba sola, no la esperaba acompañada, no quería esperarla. No miré la escalera ni una vez (que está a mi izquierda desde el cuarto asiento del segundo banco), miré hacia al andén 2 (que está al fondo, mirando hacia adelante) y me distraía con la gente que pasaba y con los puestos que abrían.

Pasados los minutos, el asiento 1 y 3 estaban ocupados, ninguno por alguien que haga algo por esta historia, el 2 seguía vacío, esperando con más ganas que yo (o ya a esa altura no, no lo se).

Como los seres humanos en su mayoría tenemos visión panorámica 180° por mucho que esté mirando adelante, la silueta bajita de cabellos claritos y vestida de negro que se sentó en el segundo asiento fue inconfundible. No había señales del sujeto tácito.

Había alguien sentado entre los dos, yo estaba firme con mi decisión de no mirarla, como si eso influyera en su vida, pero lo que sí alcancé a ver fue a un muchacho que le habló. Ya era el colmo, quizás el universo al notar mi decisión de hablarle la hace viajar siempre con un joven distinto como señal, quizás no tengo que hacer nada, quizás no está en mis planes, quizás esto es solo una historia para que yo la escriba y mis lectores se entretengan un rato(?), cuestión que el muchacho de hoy, sí era el hermano, ya que era físicamente muy parecido, salvo que era bastante más alto que ella (que no es algo muy difícil, ya que ella no llega a 1.60m) con barba y con una onda totalmente distinta, aunque las caras no mienten, definitivamente eran hermanos.

La miré un par de veces, nuestra miradas no se encontraron, pero gracias a la visión 180° noté que me miró un par de veces, pero ya no voy a darle un significado por escrito, solo esperaré a mañana, a que vuelvan esos tiempos de andenes vacíos con solo dos asientos ocupados.

10 comentarios:

  1. Si sus miradas se llegan a encontrar, sonreile. No te olvides de eso. Y gracias por la canción.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  2. Hay cosas que empiezan por un juego de miradas.. no hay que pensar tanto, que las cosas se enriedan y los nudos son indesatables (nueva palabra)
    Viva el impulso, las sonrisas complices y el clavarle una mirada que hasta ponga incómoda.

    Yo sueño con que alguien presentable se me acerque en el bondi, me chusmee el MP3 y me diga algo.
    Me hago la novela, yo solita.

    Beso pa' ti, otro más.. (:

    ResponderEliminar
  3. Estaba en Córdoba (cuac) jajaja
    Nono, la facultad, las idas, las vueltas.. las ideas que se van, la creatividad que se escapa.. cosas, cervezas, enriedos, la familia, los pantalones, las amistades, los mates.. mi cuelgue de siempre :)

    Cuidateme porteño, au revoir!

    ResponderEliminar
  4. =) que genia cordoba! este blog te extrañaba!

    ResponderEliminar
  5. No me preguntes como, pero llegue hasta aca... Me dejaste con la intriga! quiero viajar en el mismo tren para ver como sigue! Y coincido con la niña de cordoba, tengo la misma fantasia! Suerte! y mantenemos al tanto! ;)

    ResponderEliminar
  6. Opa opa.. parecen que nuestas historias van medio paralelas!!!.

    mañana lo veo!!! =O

    ResponderEliminar
  7. QUÉ TE PASA CON LA GENTE QUE MIDE MENOS DE 1.60 (re que nunca había dicho nada malo jajajajajaj)
    (?)

    Si te mira por algo es, tampoco tenés que hacer un mar de una gotita de agua. Quizás el otro flaco es tan sólo un amigo, no sé no sé.
    tranquilo, mente en calma.

    (Cuando te leo te juro que me hacés acordar mucho-mucho a un amigo mío, en más a veces creo que lo estoy leyendo a él jajajaj)

    ResponderEliminar
  8. Un día de estos voy a firmar tu blog de forma anónima diciendo "que onda esto? es de mi de quien estás hablando. vos sos el pibe que viaja en el rápido?"

    ResponderEliminar
  9. JAJAJA Me re imagino. Me pongo a mi en tu lugar. Como me frunciría!!! Tragame tierraaaa!!!!!

    ResponderEliminar